lunes, 7 de julio de 2014

Labios Compartidos




Delicados son ellos,
mas yo no los maltrato con esmero,
pero cariño les tengo.
Aterciopelado tacto siento,
mientras me acerco lento,
mas ahora comprendo,
que te quiero.
Rojizos son como las manzanas,
al anochecer cereza,
al amanecer naranjea.
Es un tesoro,
vital y eterno.
Genial es tenerlos en mi vida,
siempre tengo gana,
de darle una horneada,
de besos en su cara.
Sus labios son mi destino,
en esta vida que he elegido,
junto a su camino.
Mas ahora mismo deseo besar
no me puedo aguantar.
Te besare,
como si no hubiera futuro,
Te besare,
como si no hubiera pasado.
Mas el presente,
tendré en mente,
besarte eternamente.

Autor: David Navarro


Licencia de Creative Commons  Este obra está bajo una licencia de Creative Commons